Octubre



15 de octubre

Aspectos de la filiación divina

La verdad de que somos hijos de Dios ocupa en el Opus Dei el lugar del fundamento. Algunas de las consecuencias son: a) confianza en la Providencia; b) Sencillez en el trato con Dios; c) sentido de la dignidad de cada ser humano y de la fraternidad entre todos los hombres; d) amor a las realidades creadas, como salidas de las Manos de Dios; e) alegría y optimismo.